Tigre venció por 2 a 0 a Vélez y está en puestos de Sudamericana.

Con tantos de Blas Armoa y Facundo Colidio, Tigre superó a Vélez en su casa y se metió en zona de copas. Mientras que el Fortín llegó a 16 fechas sin victorias.

Armoa festeja el primero de Tigre a Vélez.

Tigre le ganó por 2 a 0 a Vélez (y pudo ser por más diferencia) de local este domingo por la fecha 20 de la Liga Profesional. Con goles de Blas Armao y Facundo Colidio, el Matador volvió al triunfo después de dos empates y está en puestos de Sudamericana. Por su parte, el Fortín volvió a recibir otro golpe y ya lleva 16 fechas sin lograr una victoria en el campeonato.Tigre se impuso por la simple razón de que fue súper efectivo en el comienzo del partido y Vélez no estuvo tan fino de cara al arco. El Matador no perdonó en las primeras dos ocasiones de gol que tuvo en el primer tiempo. A los cinco minutos, se resbaló Miguel Brizuela, quien iba a recibir un pase atrás, que le quedó a Mateo Retegui, quien se fue y con un taco tocó a Blas Armoa, quien con su definición superó el achique de Leonardo Burián.
Y a los 22, Facundo Colidio puso el 2-0 final. El ex Boca le dio hermoso a una pelota que había quedado picando en el área. En el medio, Julián Fernández, en la primera jugada peligrosa de Vélez, definió con una masita en el mano a mano con Gonzalo Marinelli. El 1 formado en River luego le ganaría el 1vs1 a Walter Bou, ésta vez con mucho más mérito, achicando bien y rápido y también se quedaría con un cabezazo sin fuerza de Lucas Janson.
Si bien Tigre jugó mejor (con menos posesión del balón), Vélez también llegó al arco rival, pero falló en ese momento, mientras que el local no en el inicio del encuentro. Desde ahí se puede explicar el resultado. El Fortín, de todas maneras, la sacó barata: un tremendo cabezazo de Retegui que dio en el palo en la primera parte y un tiro libre de Alexis Castro que pegó en el travesaño, más contraataques con superioridad numérica en el segundo, pudieron agrandar la diferencia.